Escúchenos en línea

Genocida Romeo Vásquez quiere ser presidente de Honduras

Tegucigalpa. Proceso Digital. | 21 de Enero de 2013 a las 11:08

El ex jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, Romeo Vásquez Velásquez, oficializó su candidatura presidencial por el recién creado partido Alianza Patriótica Hondureña de cara a las elecciones generales que se celebrarán en Honduras en noviembre próximo.

Vásquez Velásquez que hasta la semana fungió como gerente de la estatal Empresa Hondureña de Telecomunicaciones (Hondutel) oficializó su candidatura presidencial en un sencillo acto realizado en un hotel capitalino al que asistió acompañado de su esposa, Lícida Zelaya Lobo, su madre María Alicia Velásquez, sus cinco hijos, nietos, hermanos, sobrinos y otros miembros de su familia.

"Estoy en esta palestra pública como un patriota que amo con todo mi corazón esta bendita tierra que me vio nacer, mi querida patria Honduras", expresó el general retirado quien expresó que "ha llegado el momento de Honduras, dejemos de una vez por todas de estar aferrados a un paso de luchas estériles, por ideologías o por posiciones políticas antagónicas que nos dividen y acrecientan el odio entre nosotros".

Vásquez pidió a Dios su bendición y ayuda para asumir la gran responsabilidad de representar a la Alianza Patriótica como candidato a la Presidencia de la República a cuyos miembros agradeció su nominación, la que acepta con la convicción de empeñar toda su energía para luchar tenazmente hasta lograr la victoria e iniciar la gran tarea de sacar al país de la crisis en que se encuentra.

Durante su discurso, Vásquez Velásquez, leyó una carta que le envió una señora donde le pide que le ayude a sacar a sus nietos de la delincuencia, una triste historia que según el ex militar es la de miles de hondureños que no encuentran como salir adelante en un país que no les brinda ni las oportunidades ni las condiciones para hacerlo.

En ese sentido, expresó que se necesita un cambio ya que no se puede continuar escuchando que Honduras es la nación con la mayor inestabilidad política en la región y de que los hondureños sigan avergonzándose al saber que es el país más pobre, más violentos y más corruptos de América Latina."¡Basta ya!", exclamó Vásquez Velásquez.

Paradójicamente, Vásquez dijo "No más compatriotas migrando de Honduras por falta de oportunidades a riesgo de perder sus vidas o sufrir ultrajes o violaciones... ¡basta ya!, no más niños hondureños subsistiendo miserablemente en los crematorios de basura... ¡basta ya!, no más un país donde impere el irrespeto a la ley, el dolor, la miseria, el miedo, la desesperanza, la desconfianza, la confrontación y la polarización de nuestra sociedad", expresó el ex militar en la parte medular de su discurso.

También habló de crímenes, seguridad y violencia en Honduras, y en un alarde de tremenda desfachatez dijo "¡basta ya!, no más hospitales y escuelas sin funcionar por huelgas o por paros que sólo afectan a los más necesitados... ¡basta ya!, no más violencia, crímenes e inseguridad, los hondureños merecemos mejor suerte y vivir dignamente".

Vásquez Velásquez refirió que cuando le consultan si él es un político, responde que no sino que se define como un patriota a quien le duele ver que Honduras no avanza, teniendo la capacidad para construir una sociedad que prospere, en la que todos tengan las mismas oportunidades.

Agregó que en su caso particular, el Estado hondureño invirtió fondos para formarlo profesionalmente durante más de 17 años cuando estudio en diferentes áreas del saber que lo llevaron a una posición de liderazgo que asumió con responsabilidad y en sus 37 años en los que perteneció a las Fuerzas Armadas, le tocó enfrentar situaciones complejas que le sirvieron como una gran experiencia y fortalecer su carácter.

En ese sentido, "en estos momentos difíciles que vive nuestro país, no voy a dudar en salir con decisión, valentía y carácter para responder a miles de hondureñas y hondureños que han decidido pedirme que lidere una oportunidad de cambio, per de verdadero cambio ", destacó.

Romeo pidió a sus parciales, actuar ahora que todavía se está a tiempo, antes de que sea demasiado tarde para rescatar a Honduras de todos los males y amenazas que la afectan. "Nunca he sido inferior a mis responsabilidades, mucho menos lo voy a hacer ahora que siento que la patria me necesita", acotó.

"Quiero dirigir los destinos de Honduras como su presidente, porque tengo la firme convicción de que trabajando junto a los hombres y mujeres de bien que son las inmensa mayoría de los hondureños, podremos sacar nuestro país adelante y construir una sociedad justa y con absoluta dignidad", añadió.

Vásquez Velásquez hizo un llamado a los hondureños para sumarse a su causa, independientemente de su color político o ideología, sin ningún racismo sino actuando con equidad. "Juntos podemos con la fe puesta en Dios, iniciar un proceso transformador que nos permita construir un país que siempre hemos querido para nosotros, para nuestros hijos y para los hijos de nuestros hijos, recuperemos nuestra capacidad de soñar y de convertir esos sueños en una realidad", apuntó.

Añadió que esos sueños deben transformarse en una realidad de bienestar en salud, educación, medio ambiente, pero sobretodo donde todos los hondureños puedan transitar libres por las calles de las grandes y pequeñas ciudades, "eso si es posible, porque no vamos a seguir permitiendo que los violentos que son la minoría, nos impongan su ley".


Descarga la aplicación

en google play en google play