Escúchenos en línea

Confiscan bienes de pandilleros salvadoreños en EEUU

Miami. Agencias | 11 de Junio de 2013 a las 11:23

La embajadora de Estados Unidos en El Salvador, Mari Carmen Aponte, informó que su gobierno comenzó a confiscar en su país los bienes de seis pandilleros de la Mara Salvatrucha (MS-13), y que investigan el liderazgo de esta pandilla declarada como una organización criminal transnacional.

"Es parte del proceso el congelar todos los bienes y poder tener la autorización para prohibir transacciones con estas seis personas por parte de cualquier persona que esté dentro de los Estados Unidos", dijo la diplomática tras participar en la inauguración de dos cursos en la Academia Internacional para el Cumplimiento de la Ley (ILEA).

El departamento del Tesoro de los Estados Unidos anunció recientemente sanciones económicas contra seis miembros o colaboradores de la Mara Salvatrucha, entre ellos Borromeo Enrique Henríquez Solórzano, alias Diablito; y Saúl Antonio Turcios Ángel, alias El Trece; dos de los principales portavoces de la tregua entre pandillas y miembros de la "ranfla" (dirigencia) de la MS-13. Los dos están presos en la cárcel de Ciudad Barrios, al este de la capital.

En la lista también figuran Marvin Geovanny Monterrosa Larios, alias Enano; y Moisés Humberto Rivera Luna, Alias Viejo Santos, presos en Ciudad Barrios. Boris Alexander Bercián, El Barney, actualmente prófugo y José Misael Cisneros Rodríguez, alias Medio Millón, recluido en las bartolinas de la Policía Nacional Civil.

Cisneros Rodríguez está siendo procesado por narcotráfico y es señalado como colaborador de la MS-13.

"Estas seis personas ya tienen procesos judiciales que están en camino en los Estados Unidos y es parte del proceso", manifestó Aponte.

Agregó que el proceso de investigación sigue su curso y que si descubren que estos pandilleros tienen bienes en El Salvador, "en su debido momento y con las debidas pruebas, se hace una petición ante el gobierno de El Salvador para pedir permiso y congelar bienes aquí".

La decisión de EE.UU. se produce en momentos que la Asamblea Legislativa de El Salvador estudia un proyecto de Ley de Extinción de Dominio, con la que se busca quitarle a las organizaciones criminales el dinero, bienes e inmuebles producto de sus actividades delictivas.

En El Salvador, las pandillas establecidas en populosos barrios del país están integradas por más de 60,000 jóvenes y adolescentes. Más de 10,000 están presos, según cifras policiales.

Según un censo del ministerio de Justicia y Seguridad, elaborado en 184 de los 262 municipios del país, se estima que los miembros de pandillas y sus familias llegaría a 470,242 personas.

La investigación agrega que casi el 10% de la población, tiene relación con las pandillas o vive de las pandillas.

Estados Unidos ha evitado involucrarse en una tregua entre las pandillas para bajar el índice de homicidios, y apoya los proyectos de prevención del crimen en El Salvador que busca beneficiar a más de 60,000 niños y jóvenes de 20 municipios catalogados de alto riesgo.


Descarga la aplicación

en google play en google play