Escúchenos en línea

Zapatero llega a Panamá a defender intereses de empresarios españoles

Agencia ACAN–EFE. Desde ciudad Panamá. | 16 de Julio de 2007 a las 00:00
La breve visita que realizará a Panamá este martes el presidente del gobierno de España, José Luis Rodríguez Zapatero, es un empujón al pendiente convenio bilateral de tributación que demandan las empresas españolas interesadas en este país centroamericano. Así lo han confirmado a ACAN-EFE fuentes de ambos países involucradas en la negociación de ese convenio, pocas horas antes de la llegada de Zapatero, quien estará en Panamá siete horas, acompañado de una treintena de empresarios españoles. Las empresas españolas, encabezados por FCC, Ferrovial y Entrecanales, se quejan de las desventajas de invertir en muchos de los "megaproyectos" previstos en Panamá, incluida la ampliación del Canal interoceánico, sin un acuerdo para evitar la tributación duplicada, coincidieron en señalar las fuentes consultadas. Estas empresas no gozan de crédito fiscal en España, donde se les retiene además un 25 por ciento de los pagos de intereses, en virtud de un trato de "paraíso fiscal" que se le da a esta nación centroamericana. Así lo explicó a EFE Pedro Adams, analista de Mercado de la Oficina de Comercio Exterior de España en Panamá, quien añadió que, en aplicación de la Ley de Prevención del Fraude, de 1991, los países con los que Madrid no ha firmado acuerdos de información fiscal y se rigen, además, con sistemas de baja tributación están sujetos a ese tipo de sanciones unilaterales. El gobernante panameño, Martín Torrijos, que asumió el poder en 2004 y ya visitó España como presidente electo, se ha esforzado desde "el día uno" en limpiar la cara del país como sociedad de ventajas tributarias extraterritoriales relacionadas con el fraude y sacarlo de las conocidas como "listas negras" de paraísos fiscales, comentaron a EFE fuentes diplomáticas. La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), que anima a sus Estados miembros a firmar convenios bilaterales con los países no miembros, considera a Panamá desde 2004 un "paraíso fiscal cooperante", contra el que no recomienda sanciones. Panamá ha firmado recientemente acuerdos con Francia y Rusia y a punto está de cerrar otro con Italia, países que ya no consideran a esta nación un "paraíso fiscal", recordó a ACAN-EFE Javier Bonagas, director de Política Exterior de la cancillería panameña. Por otra parte, Panamá ha invocado su derecho a aplicar la "Ley de Retorsión" o reciprocidad a aquellos países que le aplican sanciones unilaterales y mantiene abierta la posibilidad de negar el derecho a concurso público a las empresas de las naciones que lo mantienen en sus "listas negras". España podría perder así la oportunidad única de participar en la construcción de un nuevo juego de esclusas en el Canal de Panamá, cuyo proyecto interesa a FCC, según fuentes de la empresa, y cuyo costo global se ha estimado en 5 mil millones de dólares. El acuerdo previsto deberá conciliar las diferencias entre la legislación tributaria universal española, que grava a sus naturales sobre las ganancias dentro y fuera del país de origen, y la panameña, territorial, que pide cuentas solo por lo que se genera en el suelo propio. Hasta ahora, las empresas españolas asentadas en Panamá se ven obligadas a tributar en los dos países. Los convenios de doble tributación estipulan imposición total en uno de los dos países, parcial o compensatoria, especificándose áreas de inversión y ganancias, además de la posibilidad de compartir información fiscal. Los países firmantes renuncian a parte de su jurisdicción tributaria sobre determinadas rentas y solo uno cobra impuestos, se acuerda una imposición compartida o se pactan tasas complementarias. El modelo que España le ha propuesto a Panamá es similar al que ya ha firmado con Suiza, explicó a EFE Alvaro Alemán, presidente de la Asociación de Abogados Internacionales panameños, que defiende la desaparición de su país de las mencionadas "listas negras". Pero ese acuerdo prevé el intercambio de información fiscal entre ambos Estados, lo que imposibilita la legislación vigente en Panamá, que protege la absoluta confidencialidad de sus contribuyentes. Los datos más recientes de la Oficina de Comercio Exterior de España señalan que este país es el segundo socio comercial de Panamá, tomando en cuenta el monto total de importaciones y exportaciones. El 60 por ciento de esas exportaciones españolas son, sin embargo, barcos que llevan la bandera panameña y son contabilizados como ventas a este país sin que sea necesariamente el comprador. En el registro comercial español en Panamá aparecen importantes empresas españolas como Unión Fenosa, Teléfonica, Fomento Construcciones y Contratas, CEPSA, CASA, BBVA, Editorial Santillana y el grupo inmobiliario Moll.

Descarga la aplicación

en google play en google play