Escúchenos en línea

Demandan mejoras en cárceles salvadoreñas

MiPunto.com. Desde San Salvador. | 17 de Julio de 2007 a las 00:00
El hacinado sistema carcelario ha vuelto al centro de las críticas en El Salvador, luego que organismos humanitarios denunciaron el trato "degradante" que sufrió un grupo de internas, lo cual demostraría la necesidad de una nueva política penitenciaria. "La obsoleta política de penales con personal ineficiente y las leyes represivas de la delincuencia son las que dan como resultado un hacinamiento que plantea la necesidad de una nueva política de cárceles", declaró a la AFP el director del Instituto de Derechos Humanos de la Universidad Centroamericana (IDHUCA), Benjamín Cuéllar. El debate sobre el estado de las cárceles salvadoreñas se intensificó luego que la última semana salió a la luz "un mal procedimiento", ocurrido el pasado 6 de julio, en el registro de las internas en la denominada Cárcel de Mujeres, en Ilopango, 7 km al este de la capital. En ese registro, el personal del presidio, para buscar teléfonos celulares, droga y otros objetos, desnudó a las mujeres frente a sus mismas compañeras. "En ese centro penal donde están recluidas las mujeres es donde más se violan los derechos humanos, la evidencia son estos abusos", declaró a la AFP el director de asuntos penales de la Fundación Salvadoreña de Estudios para la Aplicación del Derecho (FESPAD), Nelson Flores. Para Flores, el incidente ocurrido el pasado 6 de julio, junto a otro ocurrido en enero pasado en el que murieron 21 reclusos, demuestran que la situación en las cárceles "es insoportable". "Reconocemos que hubo una violación a la privacidad (en Cárcel de Mujeres). Se violó un protocolo de seguridad y dos registradoras y un coordinador van a recibir una sanción administrativa", declaró a la AFP el portavoz de Centros Penales Alberto Uribe. Flores, tras calificar de "insólito" el hecho de que las autoridades reconocen "la grave falta", se pronunció porque todos los culpables, en el caso del presidio de mujeres, reciban el castigo respectivo y no queden impunes. "La solución de endurecer leyes, meter más gente a la cárcel y construir más penales no es lo correcto, son puros parches y no es lo fundamental para entrarle a fondo al problema de la violencia y la inseguridad", enfatizó el director del IDHUCA. Insistió que "lo que se logra con ese manejo estatal del sistema carcelario que no readapta al interno, es generar en el preso mayor rabia, mayor rencor al salir y eso es muy peligroso para el país". Según estadísticas de la Dirección General de Centros Penales, a la fecha se acumulan un total de 16.200 reos en los 20 penales del país, que tienen capacidad para unas 7.300 personas.

Descarga la aplicación

en google play en google play