Escúchenos en línea

Puertos de Guatemala, Honduras y Costa Rica buscan atraer más cargas

San Salvador. laprensagrafica.com. | 30 de Diciembre de 2014 a las 16:08

Guatemala, Honduras y Costa Rica desarrollan mejores puertos enfocados en competir por la carga en contenedores. El Salvador, en tanto, aún busca un operador privado para el puerto de La Unión.

El próximo año marcará el inicio o la continuidad de varios proyectos de infraestructura relacionados con puertos en Centroamérica y la atracción de carga en contenedores.

En Guatemala este año se colocó la primera piedra para la construcción de la nueva terminal de contenedores en Puerto Quetzal. La obra está a cargo de la compañía española Terminal de Contenedores de Barcelona (TCB), la cual recibió del Gobierno guatemalteco 34 hectáreas de terreno para levantar la terminal. El plazo del usufructo es de 25 años.

La inversión ronda los US$250 millones. La primera fase estaría lista a finales de 2015. En cuanto a las proyecciones de carga, en las primeras etapas se espera atraer un volumen de carga de 330.000 contenedores y 700.000 para la última etapa.

Autoridades de Puerto Quetzal explicaron en 2013 a LA PRENSA GRÁFICA que en la primera fase el muelle tendrá 300 metros, -12,5 metros de profundidad en su canal de acceso, dos grúas pórtico postpanamax, una grúa móvil y siete grúas tipo RTG. En la última fase el muelle será de 540 metros, -14,5 metros de profundidad en el canal y los equipos.

Otro de los puertos que están haciendo mejoras es Cortés, en Honduras. Desde febrero de este año Puerto Cortés es administrado por Operadora Portuaria Centroamericana (OPC), la empresa creada por Internacional Container Terminal Services, firma que ganó la concesión.

La inversión comprometida para los primeros 10 años es de US$624 millones. El plan de modernización incluye una ampliación con la que la longitud del muelle de atraque alcance los 1.100 metros en la terminal de contenedores y 400 metros en el de carga general.

El área de la terminal pasará de 20,6 a 62,6 hectáreas y la instalación de 11 grúas pórtico.

OPC espera llegar a un tráfico de 1.8 millones de contenedores por año, tres veces más que la operación actual, y mover 580.000 toneladas de carga general, 10 veces la carga que actualmente recibe.

A finales de este año, las autoridades de Costa Rica informaron que se han superado todas las demandas en torno de la construcción de la nueva terminal de contenedores en Moín, por lo que se espera que los trabajos de construcción comiencen en 2015. De acuerdo con medios costarricenses, esta terminal se construirá en una isla artificial de 80 hectáreas con capacidad para recibir barcos de hasta 13.500 teus (contenedores de 20 pies) conocidos como postpanamax.

El Estado costarricense otorgó la concesión a la firma holandesa APM Terminals por un plazo de 30 años. Según el diseño original, el nuevo puerto contará con un muelle de 1.500 metros, cinco puestos de atraque, 2,2 kilómetros de rompeolas y un canal de acceso de 18 metros de profundidad.

El proyecto está valorado en torno a los US1.000 millones.

El Salvador intentó adelantarse con el proyecto del puerto de La Unión en la zona oriental, pero a seis años de que concluyó la construcción de la primera fase especializada en contenedores, esta no ha podido ser concesionada a un operador privado. El puerto se mantiene con una mínima actividad y la Comisión Ejecutiva Portuaria Autónoma (CEPA), su actual administradora, no ha atraído a ninguna naviera ni presentado aún un plan para desarrollar las zonas extraportuarias aledañas.

En 2014 únicamente se logró convocar al concurso internacional para la concesión. Una de las tareas de CEPA para el próximo año es finalizar esta licitación, según reconoció ayer el presidente de la entidad, Nelson Vanegas, en una entrevista con Canal 10: “Tener una concesión exitosa del puerto de La Unión este año (2015) es uno de los proyectos grandes que tenemos”.

En el pasado varios analistas y funcionarios relacionados con el sector portuario han señalado que el país debe ser más ágil en las decisiones referentes al puerto de La Unión, antes de que el mercado dé un giro, como ocurrió entre 2008 y 2009. Fernando Almendares, asesor portuario de nacionalidad guatemalteca, aseguró en 2013 que la competencia regional será “importante en el caso de contenedores, ya que en el resto de carga cada país maneja lo propio”. En la mayoría de proyectos en marcha resalta el hecho de que los países han optado por trabajar en socio con actores privados, pero organismos multilaterales como el BID y el BM advierten que la región debe mejorar servicios como las aduanas si desea ser más competitiva.


Descarga la aplicación

en google play en google play