Escúchenos en línea

Un español desaparecido en Panamá es un «pájaro de alto vuelo»

Agencia ACAN–EFE. Desde ciudad Panamá. | 3 de Agosto de 2007 a las 00:00
El ciudadano español Humberto Avella, desaparecido en Panamá hace varias semanas, fue arrestado en este mismo país en 1993 con la identidad falsa de Sabino Larreátegui por tráfico de armas y de drogas, aseguraron el viernes a Acan-Efe fuentes policiales. Las fuentes policiales consultadas dijeron que Avella, quien permanece desaparecido, y Larreátegui "son la misma persona". En el consulado de España en Panamá se limitaron a confirmar a Acan-Efe que en sus registros aparece el nombre de Humberto Avella como la verdadera identidad de quien efectivamente años atrás se registró con la identidad falsa de Sabino Larreátegui. La embajada de España, por otra parte, se encuentra a la espera de los resultados de la investigación que la Policía Técnica Judicial (PTJ) panameña lleva a cabo sobre la desaparición de Avella. Las autoridades policiales panameñas recibieron el pasado 25 de junio una denuncia por el secuestro de Avella que interpuso un amigo de éste, que aseguró haber recibido una llamada telefónica en la que le pidieron un rescate por el mencionado ciudadano español. Avella, nacido hace 50 años en La Coruña (noroeste de España), según la informaciones que ha podido confirmar Acan-Efe, es propietario de la cantina La Magnolia, situada en un conflictivo sector del popular barrio de Calidonia en la capital panameña. También es propietario de un almacén de distribución de bebidas alcohólicas en la Zona Libre de la ciudad de Colón, en el atlántico panameño. En 1993, Larreátegui fue arrestado en dos ocasiones por tráfico de armas y de drogas y por tráfico ilegal de personas. Tras una de sus detenciones ese mismo año, el entonces presidente panameño, Guillermo Endara, dijo públicamente que su gobierno estaba investigando la posible pertenencia de ese ciudadano español a la banda terrorista ETA. Finalmente, las autoridades policiales panameñas descartaron cualquier vinculación de Larreátegui con ETA, pero nunca informaron hasta ahora de que su identidad fuese falsa. Las fuentes actualmente involucradas en la investigación de este caso manifestaron a EFE su incapacidad para poder explicar el hecho de que Larreátegui consiguiera zafarse de las repetidas acusaciones que han pesado contra él y permanecer en libertad con su identidad verdadera.

Descarga la aplicación

en google play en google play