Escúchenos en línea

Sancionan a policías por reprimir manifestación en Panamá

Agencia ACAN–EFE. Desde ciudad Panamá. | 3 de Agosto de 2007 a las 00:00
El director encargado del Servicio de Protección Institucional (SPI, guardia presidencial) de Panamá, José Gómez, fue sancionado el viernes con un mes de suspensión de su cargo, por reprimir una marcha de familiares de víctimas y sobrevivientes de medicinas contaminadas de la Caja de Seguro Social (CSS). La sanción disciplinaria fue impuesta por una comisión especial designada por el ministro de la Presidencia, Ubaldino Real, para investigar los hechos ocurridos en los predios de la Presidencia panameña, el pasado 19 de julio, señaló el ministerio en un comunicado. La Comisión responsabilizó a Gómez "del descontrol de las unidades del SPI, durante el manejo de la manifestación, así como a los jefes inmediatos al mando del personal que allí se encontraba". También sancionó de manera disciplinaria a una unidad de la guardia presidencial, que no identificó, que utilizó gas pimienta contra algunos manifestantes, y a otra, igualmente no identificada, que darle una "patada" a otro para quitarle una vara policial. Además, señaló que "algunos manifestantes incurrieron en acciones que podrían ser violatorias de la Ley". La Comisión incluyó la versión de algunas unidades del SPI, como la de su director y varios participantes en la protesta, y evaluó los vídeos de los canales de televisión que registraron los incidentes. El gobierno lamentó los hechos y se comprometió a seguir brindando ayuda humanitaria a los afectados por el envenenamiento. El enfrentamiento entre los policías de la Presidencia y miembros del Comité de Familiares de Pacientes por el Derecho a la Salud y la Vida se dio tras una marcha pacífica que efectuaron hasta el lugar para exigir atención médica y ayuda para los afectados. En los incidentes fueron detenidos Gabriel Pascual y Ramsés García, portavoz y miembro del Comité, pero fueron liberados ese mismo día, mientras que varios enfermos y sobrevivientes del envenenamiento resultaron con lesiones, según los manifestantes. Pascual dijo hoy a Acan-Efe que la sanción aplicada a Gómez "es una burla más", ya que el Comité esperaba la separación total del director del SPI. Añadió que esperaban un "castigo ejemplar" para otras unidades de la guardia presidencial, como, según dijo, es el teniente Eric Ramos Espino, "quien fue el que me lanzó la patada que se menciona" en la investigación de la Comisión, que no lo identifica. Aseguró que presionarán para que la Fiscalía Auxiliar del Ministerio Publico acoja la querella criminal que presentaron recientemente contra 30 agentes del SPI, y los llame a indagatoria. Los casos de envenenamiento datan de entre junio y octubre de 2006, cuando se dieron las primeras muertes por los medicamentos contaminados, que ascienden a 102 oficialmente. La CSS usó en 2006 un lote de supuesta glicerina pura para elaborar medicinas, vendido por la empresa importadora panameña Medicom, que la adquirió a su vez de la suministradora española Rasfer, la cual la había importado de China, y resultó ser Dietileneglycol, un refrigerante automotriz no apto para el consumo humano. Ese producto fue el que se empleó en la fabricación de medicinas para ancianos hipertensos, diabéticos y niños con afecciones respiratorias.

Descarga la aplicación

en google play en google play