Escúchenos en línea

Policía guatemalteca amenaza con huelga por desacuerdo salarial

| 25 de Julio de 2006 a las 00:00
Agentes de la Policía Nacional Civil (PNC) de Guatemala amenazan con iniciar una huelga en rechazo a una política salarial que elevó los sueldos al alto mando, pero no al resto de los efectivos, indicaron portavoces del movimiento. La decisión de los agentes ya llegó a oídos del ministro de Gobernación (Interior), Carlos Vielmann y del director de la PNC, Erwin Sperisen, quienes amenazaron con despedir a los policías que paralicen labores debido a que está prohibido por ser un servicio esencial. El rumor sobre un posible paro de labores comenzó el fin de semana cuando circuló un boletín en las distintas comisarías, en el que se instaba a los agentes a una protesta. Un acuerdo publicado en el diario oficial indica que con el reajuste del salario el agente se queda en 275 dólares mensuales, mientras que el sueldo de un subinspector es 60 dólares más alto (335) y el de un comisario es de 495 dólares por encima del de un policía raso (770 dólares). "Los que arriesgan la vida en las calles somos nosotros. Los que pasan hambre, se asolean o se mojan también somos nosostros ¿Los jefes? ellos sólo dan órdenes", declaró a la prensa uno de los inconformes, que pidió el anonimato para evitar represalías. Sin embargo, el director de la policía arremetió contra los descontentos y advirtió que pueden ser despedidos y ser sometidos a la justicia, y metió más leña al fuego al despedir al director adjunto, Hugo Colindres, quien supuestamente apoyaba a los inconformes. Este martes nombró como nuevo director adjunto al comisario Julio Hernández y rechazó que la destitución obedezca al llamado al paro en la institución. "Eso (la huelga) no se puede permitir, porque es un tema de seguridad nacional. Quien intente realizar un paro será castigado con la destitución y se le iniciará un proceso legal", aseguró. Sperisen indicó que el objetivo principal del reajuste en el alto mando es para que los agentes se esfuercen y se puedan motivar para hacer una carrera policiaca. "Bajo presiones no entraremos a dialogar, tal vez el otro año podamos hacer algo, pero por el momento hay otras prioridades como la dirección de inteligencia civil", dijo por su parte el ministro Vielmann. El ministro recordó que durante la administración del entonces presidente Alvaro Arzú (1996-2000), gestión en la que se creó la PNC, se promulgó una ley en la que se prohíben las huelgas en las instituciones de servicio público consideradas básicas. "Si se llegan a dar (los paros) se va a proceder a levantar actas y promover destituciones (...). El día que hagan un paro seguro vamos a aplicar la ley", puntualizó. En el reglamento interno de la PNC se establece que hacer reclamos, peticiones o manifestaciones contrarias a la disciplina son tomadas como una falta grave y puede llegar a la destitución.

Fuente: Agencia AFP. Desde Guatemala.


Descarga la aplicación

en google play en google play