Escúchenos en línea

Maestros comienzan a movilizarse hacia Tegucigalpa para gran marcha

ACAN-EFE. Desde Tegucigalpa. | 31 de Julio de 2006 a las 00:00
Los maestros del sistema público de enseñanza de Honduras inician un paro general de labores en demanda de incrementos salariales y el cumplimiento del Estatuto del Docente. Ante esta situación miles de maestros comenzaron a movilizarse desde este lunes desde el interior del país hacia la capital hondureña para participar el martes en una manifestación en demanda de incrementos salariales y del cumplimiento del Estatuto del Docente. "En estos momentos miles de maestros se están movilizando a Tegucigalpa", confirmó a los periodistas el presidente del Colegio de Profesores de Educación Media de Honduras (COPEMH), Sergio Rivera. El dirigente explicó que con esta actividad los docentes del sistema público de enseñanza iniciarán un paro nacional de labores en demanda del cumplimiento de sus derechos gremiales. La paralización de labores afectará al menos a dos millones de estudiantes de los niveles preescolar, primaria y media a nivel nacional. Rivera declaró que se espera reunir en Tegucigalpa a unos 45.000 maestros, miembros de los seis colegios que conforman la Federación Hondureña de Organizaciones Magisteriales de Honduras (FOMH). Añadió que los educadores "se quedarán aquí hasta que el Gobierno del presidente (Manuel) Zelaya atienda nuestro planteamiento". Dirigentes de la marcha denunciaron que el Gobierno intenta boicotear su actividad, negando los permisos de circulación a los autobuses en los que pretenden viajar a Tegucigalpa. "También nos han cortado las líneas telefónicas de todas las sedes magisteriales y anuncian que mañana colocarán retenes para impedir la llegada de los educadores", señaló Rivera. "Pero", advirtió, "con esas acciones no nos van a detener, de todo el país están viajando los maestros porque venimos a una acción pacífica". Los docentes demandan un incremento de 24,02 lempiras (1,26 dólares) al valor de la hora de clases, que actualmente se sitúa en 33,44 lempiras (1,76 dólares). Con el aumento que solicitan los educadores, la hora clase tendría un valor de 57,46 lempiras (3,02 dólares). La semana pasada el Gobierno ofreció un aumento de 3,30 lempiras (unos 17 centavos de dólar) a la hora clase, así como reactivar la aplicación del Estatuto en lo que se refiere al pago de colaterales como zona, antigüedad y calificación académica. Fuentes oficiales dijeron que el cumplimiento del Estatuto del Docente en tales términos le representaría al país 807 millones de lempiras (unos 42,4 millones de dólares) al año. Rivera dijo que esta oferta no ha sido oficializada y que por lo tanto no es considerada para un análisis. El presidente Zelaya volvió a cuestionar este lunes a los educadores que no aceptan su oferta a pesar de que, en su opinión, es 300 por ciento superior a la que se les aprobó a los docentes en el Gobierno anterior, y reiteró su disposición al diálogo.

Descarga la aplicación

en google play en google play