Escúchenos en línea

Jueza ordena captura contra ministro infidente en Honduras

Agencia ACAN–EFE. Desde Tegucigalpa. | 10 de Noviembre de 2007 a las 00:00
Una jueza hondureña dictó orden de captura contra el gerente de la Empresa Hondureña de Telecomunicaciones, (HONDUTEL), Marcelo Chimirri, quien ha sido acusado por abuso de autoridad. Un portavoz del poder judicial indicó a periodistas que la jueza Elvira Meza dictó orden de captura contra Chimirri, por "abuso de autoridad y violación y revelación de secretos". La orden de captura fue girada anoche, luego de que agentes de la Fiscalía y la Policía allanaron la residencia de Chimirri y las principales oficinas de HONDUTEL como parte de una investigación sobre espionaje telefónico denunciado hace dos semanas por el presidente hondureño, Manuel Zelaya. El gobernante presentó la denuncia después de que trascendieron en internet conversaciones telefónicas privadas entre él y Chimirri, lo mismo que entre otros altos funcionarios del gobierno y el mismo Zelaya, que los comprometen a todos ellos. En un comunicado, la Fiscalía señaló hoy que se procedió a dar curso a las investigaciones a partir de la denuncia interpuesta por el presidente Zelaya, quien es amigo personal de Chimirri. El allanamiento de la lujosa residencia de Chimirri, cercana a Tegucigalpa, y las oficina de HONDUTEL, se produjo cuando Zelaya se encontraba en Chile, participando en la XVII Cumbre Iberoamericana, la que abandonó hoy mismo y partió de regreso a su país. Según la Fiscalía, la investigación "ha dado como resultado la obtención de indicios racionales de quiénes pueden ser los autores de los delitos de violación y revelación de secretos y abuso de autoridad", por lo que se ordenaron los allanamientos. La Fiscalía también decretó en "secretividad" el caso de espionaje telefónico que implica al gerente de HONDUTEL, quien ha calificado de "un circo" el allanamiento a su residencia y las oficinas de la empresa. Chimirri dijo hoy a Radio América, en Tegucigalpa, que un equipo de abogados le llevará su defensa y la de la institución que ha venido dirigiendo. Agregó que sería "absurdo" pensar que él sería el responsable de ordenar que se grabaran llamadas telefónicas privadas entre altos funcionarios del gobierno, cuando él mismo también ha sido víctima de ese mismo delito. Dijo que las autoridades de la Fiscalía y la Policía irrumpieron en forma violenta en su residencia, y que no respetaron a su esposa y sus dos hijas, menores de edad, quienes eran las únicas personas que estaban en el interior. El allanamiento se registró cuando Chimirri se encontraba al parecer en la ciudad puerto caribeña de La Ceiba. Zelaya dijo a periodistas hondureños que le acompañaron a Chile, que no podía opinar sobre el caso porque no tiene suficiente información sobre cómo se produjeron los hechos de ayer. Otros dos funcionarios de HONDUTEL han sido implicados en el caso, mientras que el gerente de ventas, Luis Alejandro Arriaga, fue capturado ayer mismo. Arriaga se desempeñaba hasta hace dos semanas como jefe del circuito oficial 193, mediante el cual se localiza a todos los altos funcionarios del gobierno o a personas particulares desde el sector oficial.

Descarga la aplicación

en google play en google play