Escúchenos en línea

No hay recursos para detener la matanza de tiburones en Costa Rica

Agencia ACAN-EFE. Desde San José | 21 de Noviembre de 2007 a las 00:00
El presidente Oscar Arias reconoció el miércoles que existen obstáculos para restringir la matanza de tiburones en los mares costarricenses que es alentada por el consumo de sus aletas en países asiáticos. "Es una verdadera salvajada lo que se hace con esos tiburones, capturarlos y cortarles las aletas y después tirar el resto del cuerpo al mar es realmente grotesco y es algo que se debe prohibir y es algo que habla muy mal de quien lo hace y yo estaré de acuerdo en controlar eso para que no se dé", manifestó Arias. Pero reconoció que es difícil controlar la actividad. "El estado no tiene los recursos suficientes para vigilar muchas cosas y menos muelles privados que es donde llegan fundamentalmente estos barcos con las aletas, pero todo lo que se haga sobre este tema contará con mi apoyo", dijo Arias. MarViva, una organización ambientalista privada, resaltó que a pesar de la ley de Pesca vigente desde el 2005 y que prohibe "el aleteo" de tiburones, Costa rica figura como cuarto exportar mundial de productos de tiburón con una pesca de cerca de 10 mil toneladas de tiburón por año. El mandatario aplaudió una campaña lanzada la semana pasada por MarViva orientada a sensibilizar a las personas sobre la importancia de los tiburones y recolecta firmas para pedir al gobierno más controles en unos 10 muelles privados que operan en Puntarenas, en el Pacífico central de Costa Rica. "Es algo que nos deja muy mal como país", alegó Arias, pero insistió en que "una cosa es prohibirlo y otra cosa es que se pueda implementar, poner en práctica esa prohibición". Las aguas costarricenses fueron el escenario para la filmación entre 2002 y 2003 de la película documental "Sharkwater", que denuncia la práctica de cercenar las aletas a los tiburones. En esos años Costa Rica no contaba con la ley de Pesca

Descarga la aplicación

en google play en google play