Escúchenos en línea

Más médicos en huelga y Torrijos dispuesto a negociar

Agencia ACAN–EFE. Desde Ciudad Panamá. | 3 de Diciembre de 2007 a las 00:00
Un centenar de médicos del Instituto Oncológico Nacional (ION) y del Hospital del Niño iniciaron este lunes un paro de 48 horas en apoyo a los gremios médicos que se encuentran en huelga y como medida de presión para que el Gobierno panameño vuelva a la mesa de negociación. El Gobierno afronta desde hace 28 días una huelga de médicos en el sector público y en la Caja de Seguro Social (CSS), que exigen un aumento del 50 por ciento de sus salarios y el compromiso, por escrito, de que no se privatizarán los servicios públicos de salud. Desde tempranas horas los médicos del ION salieron a las calles a protestar con pancartas y arengando consignas contra el Gobierno, a quien le exigen reanudar el diálogo interrumpido la pasada semana, cuando hizo un ofrecimiento de aumento salarial hasta por un 14 por ciento. El doctor Rafael Seixas, vocero de los médicos del ION, indicó a los medios que van a mantener su posición hasta tanto el Gobierno vuelva a la mesa de negociaciones y se logre un acuerdo final, aunque precisó que pese a ello no dejarán de atender a sus pacientes. "Queremos que de una vez por todas el Gobierno y los médicos negociadores se reúnan y no terminen hasta que los dos puntos sean negociados", expresó Seixas al tiempo que indicó que "hemos evaluado algunas situaciones pero la atención se mantendrá". Entre tanto, los especialistas del Hospital del Niño no atendieron en la consulta externa y las cirugías que se hicieron solo fueron las de urgencia en una jornada en la que solo dos de los siete quirófanos funcionaron. También acordaron que los médicos que trabajan en clínicas particulares suspenderán sus labores, por el mismo tiempo en que estén en paro. Por su parte, el presidente panameño, Martín Torrijos, reiteró hoy que "el Gobierno mantiene abiertas las puertas del diálogo, pero que desafortunadamente la falta de un mandato claro en la dirigencia médica ha dilatado las conversaciones". Torrijos, quien estuvo presente en el acto de graduación de más de 300 unidades de la Policía Nacional, destacó que era "muy difícil negociar en una mesa de diálogo con unos dirigentes que luego tienen que irse a conversar en las tardes con las bases para ver si al final refrendan o no". El presidente insistió en que tienen un compromiso, pero "no es fácil negociar en dos instancias. Queremos que esta huelga termine pronto porque se ha afectado a muchos panameños, causando sufrimiento y dolor".

Descarga la aplicación

en google play en google play