Escúchenos en línea

Lluvias y cabildeos políticos concluyen semana en Guatemala

Ciudad Guatemala. Agencia PL | 7 de Octubre de 2017 a las 11:13

Lluvias intensas en casi todo el territorio nacional, la solicitud de antejuicio para el alcalde capitalino Álvaro Arzú, y la elección de un nuevo presidente de la Corte Suprema de Justicia marcaron la semana que concluye en Guatemala.

Comunidades enteras inundadas por interminables ríos de lodo, deslizamientos de cerros, y puentes y carreteras obstruidos, acapararon diariamente titulares de noticiarios y medios de prensa de este país centroamericano.

Tragedias como la de Tamahú, en la región norte, donde fallecieron en solo una madrugada cinco personas sepultadas junto a sus viviendas, recordaron al Gobierno la alta vulnerabilidad de Guatemala ante el cambio climático y la falta de previsión para enfrentar catástrofes cíclicas como las tradicionales lluvias de invierno.

Actualmente cuatro departamentos permanecen en alerta roja por constantes precipitaciones, particularmente intensas en Huehuetenango (noroocidente), San Marcos y Retalhuleu (suroccidente) y la norteña región de Alta Verapaz.

De acuerdo con el reporte de la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres, los fallecidos suman 26 en todo el territorio, en tanto hay más de cuatro mil damnificados.

Otra tempestad, pero política, causó el jueves último un pedido de antejuicio contra el alcalde capitalino y expresidente Álvaro Arzú por parte de la Fiscalía General y la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala, Cicig.

Presuntos delitos de financiamiento electoral ilícito y peculado fundamentan el expediente Caja de Pandora, que vincula a Arzú con estructuras criminales y lo señala en la utilización de fondos de la municipalidad para hacer campaña en 2015.

La disputa entre la Cicig y el Gobierno volvió a subir de tono, pues el alcalde capitalino declaró no grato en la ciudad a Iván Velázquez, titular del órgano independiente con aval de Naciones Unidas que investiga desde hace diez años tramas corruptas en el aparato estatal.

La frase llevó de inmediato a los guatemaltecos a recordar los convulsos días de finales de agosto y septiembre últimos, cuando también el presidente Jimmy Morales exigió la expulsión de Velázquez después de que este presentara una solicitud de antejuicio para investigarlo por presunto financiamiento ilícito.

La Corte de Constitucionalidad zanjó entonces el controvertido episodio al dejar sin efecto la petición de Morales, quien el 11 de septiembre se sometió al veredicto de un Congreso que lo arropó en un llamado por la ciudadanía 'pacto de corruptos'.

'Me tiene sin cuidado el antejuicio... Nos esperan luchas fuertes y yo voy a ir a la cabeza de ustedes', advirtió Arzú en forma prepotente para alimentar una crisis de gobierno, que como las lluvias, no deja de salpicar.

La semana cerró con otro importante pulseo resuelto, esta vez en la Corte Suprema de Justicia (CSJ), donde sus magistrados lograron nombrar como su presidente para 2017-2018 a José Antonio Pineda, después de seis angustiosas votaciones.

Pineda asumirá el próximo 13 de octubre y, a juicio de analistas, resultará una figura clave en el proceso de elección del nuevo Fiscal General y en la actual batalla contra la corrupción.


Descarga la aplicación

en google play en google play