Escúchenos en línea

En fila de apodos «Gavilán» Colom sucede al «Conejo» Berger

AFP. Desde Ciudad Guatemala. | 12 de Enero de 2008 a las 00:00
El “Gavilán” Alvaro Colom sustituirá este lunes al “Conejo” Óscar Berger en la presidencia de Guatemala para gobernar durante los próximos cuatro años, algo peculiar en este país desde la era democrática en 1986, ya que sólo uno de los siete gobernantes carece de apodos. El primero en ser tildado por un apodo en la primera magistratura fue Jorge Serrano (1990-1993), exiliado en Panamá, a quien los guatemaltecos lo tildaron de "El Marrano (El Chancho)" por su cuerpo robusto. Serrano fue el segundo gobernante en la época democrática después de Vinicio Cerezo (1986-1990), el único que se escapó de un apelativo. Cerezo, depuesto por un fallido autogolpe, asume por nombramiento del Congreso, Ramiro de León (1993-1996), otro que no escapó a un apodo de parte del pueblo, aunque no de animal, pues lo llamaron "güevos tibios", supuestamente por carecer de carácter para gobernar. Luego hubo una seguidilla de nombres de monos, aves y cuadrúpedos, que los chapines le aplicaron a cuatro gobernantes. En 1996 llegó al poder el "Mono de oro" Alvaro Arzú (1996-2000), y entregó el bastón presidencial al "Pollo ronco" Alfonso Portillo (2000-2004). Como una historia sin fin, el 'Pollo ronco" dejó la banda presidencial al "Conejo" Berger (2004-2008), quien este lunes le entrega la presidencia al "Gavilán" Colom.

Descarga la aplicación

en google play en google play