Escúchenos en línea

Aumenta tensión maestros-gobierno guatemaltecos

Prensa Latina. Desde Ciudad de Guatemala. | 23 de Enero de 2008 a las 00:00
Los desacuerdos entre la Asamblea Nacional Magisterial (ANM) y el gobierno de Guatemala aumentaron de tono este miércoles, tras el anuncio de los educadores de un paro nacional para exigir el cumplimiento de sus demandas. Según Joviel Acevedo, líder de la ANM, cuando Álvaro Colom era presidente electo aceptó un pliego de exigencias de ese sector, las cuales aún no comienzan a implementarse. Dentro de ellas está trabajar en el Congreso de la República para lograr un presupuesto al sector de la educación de, al menos, el tres por ciento del Producto Interno Bruto nacional, que incluya la reparación y construcción de edificios escolares. Los docentes también piden el mejoramiento de los programas de alimentación escolar, útiles y becas para alumnos de escasos recursos, así como impulsar una reforma educativa y promulgar un reglamento para la Ley de Educación Nacional. De acuerdo con Acevedo, para lograr estas mejoras se deben crear al menos ocho mesas de trabajo y no existe hasta el momento ninguna iniciativa para hacerlo, por lo cual el próximo 31 de enero puede comenzar una huelga a nivel nacional. Por su parte, Colom expresó su voluntad de cumplir con los compromisos adquiridos y desestimó un enfrentamiento con el sector magisterial al afirmar que “para pelear se necesitan dos”. Tanto el arzobispo de Guatemala, Rodolfo Quezada, como el procurador de los Derechos Humanos, Sergio Morales, manifestaron su intención de mediar en el conflicto con el fin de evitar un paro de labores que afectaría a cerca de dos millones de escolares. Mientras, la titular de la cartera de Educación, Ana de Molina, informó sobre una invitación a la dirigencia de la ANM a iniciar el próximo 1 de febrero las negociaciones de los puntos pendientes del Acuerdo Colectivo de Trabajo.

Descarga la aplicación

en google play en google play