Escúchenos en línea

Agrio debate por alza salarial de diputados salvadoreños

AFP. Desde San Salvador. | 25 de Enero de 2008 a las 00:00
Un incremento salarial de entre 1,840 y 2,920 dólares que los diputados salvadoreños aprobaron a su favor para el presente año, provocó el rechazo generalizado este viernes de diferentes sectores y una abierta confrontación entre derecha e izquierda. El controvertido incremento salarial, que acaparó grandes espacios en los medios de comunicación, fue tildado de "indignante e ilegal" por el Observatorio de Políticas Públicas de la Fundación de Estudios para la Aplicación del Derecho. "Mientras las autoridades del Ministerio de Hacienda anuncian la congelación de nuevas plazas y de la tabla salarial del sector público como parte de una rígida política de austeridad, los diputados aprobaron un jugoso incremento salarial y de sus gastos de representación", aseguró el Observatorio en un comunicado. El aumento de salarios, no figura en ningún documento oficial porque los legisladores lo maquillaron con el título de "gastos de representación", pero los primeros en denunciar el caso fueron diputados del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN). El acuerdo fue firmado por todos los parlamentarios, por lo que la derecha acusa a los del FMLN de poseer una doble moral al pedir revertir el acuerdo luego de dar su aprobación. "Nosotros tenemos la solvencia para que se corrija esa ilegalidad, porque la ley oficial de salarios sigue igual, por lo tanto incrementar el salario con el nombre de gastos de representación es ilegítimo y contrario a las familias salvadoreñas que viven una verdadera crisis", comentó el portavoz del FMLN, Sigfrido Reyes. Según el Observatorio de Políticas Públicas, el incremento "no sólo es desproporcionado, sino indignante, considerando la mayor presión que con ello ejercen sobre los escasos ingresos públicos" y que además contrasta con el ajuste a los salarios mínimos vigentes, que oscilan entre el 3 y 5%, dependiendo del sector. El salario mínimo en el área urbana es de 190 dólares, mientras que en la zona rural apenas llega a 85.6 dólares mensuales. La jesuita Universidad Centroamericana (UCA), en una nota editorial de su radio YSUCA, consignó que "ganar treinta veces el salario mínimo es simple y sencillamente un robo y una injusticia mientras haya gente en el país que pase hambre". Según la UCA, un incremento salarial elevado "es tolerable" en la empresa privada, pero en un funcionario público "es una señal de absoluto desprecio a los pobres, de irresponsabilidad social, de ventajismo y de aprovechamiento del propio cargo". Este viernes, el diputado del FMLN Roberto Lorenzana subrayó que el criticado incremento "lo vamos a entregar", tras indicar que "nosotros hemos renunciado a recibirlo y lo vamos a entregar a una institución humanitaria". Para el diputado del minoritario partido Cambio Democrático Héctor Dada, ésa es una "posición equivocada" del FMLN, por cuanto "si se aplica la ley vamos a tener que devolverlo". En la sesión plenaria del jueves, una moción de tres partidos opositores liderados por el FMLN, no alcanzó la mayoría simple de 43 votos para revertir el incremento salarial. El Salvador tiene en condición de pobreza a cerca de un 40% de sus 5.8 millones de habitantes.

Descarga la aplicación

en google play en google play