Escúchenos en línea

Scotiabank Canadá oficializa compra banco guatemalteco

elPeriódico. Desde Ciudad de Guatemala. | 5 de Febrero de 2008 a las 00:00
Tras varios meses de negociaciones y rumores, el canadiense Bank of Nova Scotia (Scotiabank) oficializó este lunes la adquisición del Banco de Antigua, de Guatemala, tras alcanzar un acuerdo con el chileno Grupo Altas Cumbres (GAC), para adquirir su operación bancaria. Con la adquisición del Banco de Antigua, otro gran jugador de la industria bancaria mundial hace su entrada a Guatemala, un mercado donde ya operan gigantes como Citigroup (dueño de Citibank, Uno y Cuscatlán), GE Consumer Finance (accionista del Banco de América Central), y el inglés HSBC gestiona una licencia para operar un banco. “La operación que anunciamos refuerza nuestro empeño por crecer en Centroamérica”, declaró Rob Pitfield, vicepresidente de Banca Internacional de Scotiabank, a través de un comunicado de prensa. El Banco de Antigua cuenta con 160,000 clientes, activos totales por 613 millones de quetzales y una participación de apenas 0.5 por ciento en el mercado bancario nacional. Está enfocado al otorgamiento de crédito de consumo, cuenta con 47 sucursales y 98 quioscos de servicios especiales “Rapidito”. Si bien la compra de un banco pequeño no era el objetivo inicial de Scotiabank (fracasó en su intento de comprar al suspendido Bancafé y no obtuvo respuesta a sus ofertas de parte de los grandes bancos nacionales), ésta le brinda la oportunidad de entrar al mercado financiero guatemalteco. Para Miguel Arturo Gutiérrez, analista de la consultora Central América Business Intelligence (CA–BI), la compra del Banco de Antigua les ahorra el tiempo que hubieran tardado en solicitar una licencia bancaria ante la Junta Monetaria y poner en marcha el negocio (alrededor de dos años). La llegada de Scotiabank es una noticia positiva para la banca nacional y la expectativa es que este generará mayor competencia en el mercado a mediano plazo, agregó Gutiérrez. Luis Castillo, gerente de negocios del Banco de Antigua, indicó que por el momento seguirán operando bajo dicha marca, aunque no descarta que posteriormente pase a denominarse Scotiabank Guatemala, como ha sucedido en El Salvador y Costa Rica. Banco de Antigua es un banco especializado en el nicho de créditos de consumo y carece de banca de empresas, por lo que Scotiabank tendrá que definir su estrategia de negocios. Scotiabank inició su incursión centroamericana en mayo de 2005 con la compra del Banco de Comercio en El Salvador por un monto de $ 178 millones; en junio de 2006, adquiere el Banco Interfin en Costa Rica por una cifra cercana a los $ 300 millones; los términos de la compra del Banco de Antigua en Guatemala no fueron revelados. Además, maneja una pequeña operación de arrendamiento financiero, Scotia Leasing Guatemala.

Descarga la aplicación

en google play en google play