Planta geotérmica en Costa Rica en fase de pruebas finales

San José. Agencia PL. | 10 de Enero de 2019 a las 12:15

El Proyecto Geotérmico Las Pailas II atraviesa este jueves una intensa fase de pruebas para integrarse al Sistema Eléctrico Nacional (SEN) en el primer semestre de este año, informó el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE).

De acuerdo con el ICE, la nueva planta, ubicada en Liberia, capital de la provincia de Guanacaste, aportará 55 megavatios de capacidad instalada firme y renovable, con lo cual -destaca- Costa Rica consolida su liderazgo continental en electricidad proveniente del vapor volcánico.

El coordinador de construcción y puesta en marcha de Las Pailas II, Didier Ugalde, señaló que la recta final de pruebas tiene como objetivo poner en marcha los equipos y los sistemas del campo geotérmico, la casa de máquinas y las obras de transmisión, etapa que calificó de esencial.

Ejemplificó que ahora completan el soplado de los dos colectores que acarrean el vapor geotérmico hasta la turbina de la casa de máquinas, lo cual -explicó- garantiza la limpieza de la tubería y asegura que el fluido cuente con las condiciones requeridas de acuerdo con el diseño.

Refirió que el avance en la perforación de los pozos y la construcción de las obras de acarreo de vapor y reinyección de fluidos permitieron iniciar las pruebas integradas del yacimiento, ya que éstas son las que abastecen el suministro adecuado y estable del recurso geotérmico para iniciar la generación de la planta a plena carga.

Precisó que la generación de esta instalación servirá para asegurar la base de la curva de la demanda eléctrica. Será la séptima planta de este tipo en el país, con la cual el SEN sumará 262 megavatios de capacidad geotérmica instalada, la tercera más alta de América, junto a Estados Unidos y México, apuntó.

Los 21 pozos de Las Pailas II son 100 por ciento direccionales -no son verticales, sino más bien diagonales- y cuentan con una profundidad promedio de dos mil metros, exaltó Ugalde y recordó que las obras de construcción de la planta comenzaron en abril de 2013.

Según el ICE, al terminar 2018, Costa Rica superó el 98 por ciento de generación eléctrica renovable por cuarto año consecutivo, lo cual logra por la diversidad de su matriz eléctrica, que combina cinco recursos (agua, viento, geotérmica, sol y biomasa) a lo largo del año y de acuerdo con su disponibilidad en el ambiente.