Escúchenos en línea

Preocupación por falta de capacidad para combatir crimen organizado en Guatemala

Ciudad Guatemala. Agencia AFP. | 28 de Marzo de 2008 a las 00:00
Un panorama sombrío de la situación en Guatemala se lleva el relator especial de la ONU para los derechos humanos de los migrantes, Jorge Bustamante, que este viernes concluyó su visita. Bustamante recibió numerosos testimonios sobre casos de extorsión, sobornos y abusos en contra de la población migrante. "Muchos de estos casos permanecen en la impunidad, lo que parece estar ligado a situaciones de abusos de poder por parte de las autoridades. El relator especial también manifiesta su preocupación respecto a la falta de capacidad del Estado para combatir las redes del crimen organizado", afirmó. A criterio del relator de la ONU, que inició su visita el lunes, en Guatemala es necesaria una visión más integradora sobre la migración, con el objetivo de proteger a los migrantes que se encuentran en el exterior, en el país o de tránsito por Guatemala. "La actual Ley de Migración (de 1998) contiene numerosas lagunas e imprecisiones. Las lagunas legislativas existentes en el procedimiento permiten un amplio margen de discrecionalidad de las autoridades migratorias y policiales en la ejecución y tramitación de los procedimientos migratorios", subrayó. Además, a criterio del relator especial, no se han adoptado, hasta el momento, las medidas necesarias para adecuar plenamente dicha legislación a la Convención Internacional sobre la Protección de los Derechos de todos los Trabajadores Migratorios y sus familias. Sin embargo, Bustamante manifestó su satisfacción por la reunión que sostuvo el viernes con el presidente de Guatemala, Álvaro Colom, quien le informó sobre la voluntad de su gobierno de adoptar un planteamiento más integral en el tema migratorio. En tanto, el director de la Pastoral Social de Movilidad Humana de la Conferencia Episcopal de Guatemala (CEG), el sacerdote Mauro Berceletti, explicó que durante una reunión con Bustamante le dibujaron el "vía crucis" de los emigrantes a su paso por Guatemala, así como de quienes son deportados. "Los migrantes sufren muchas vejaciones desde que entran a territorio guatemalteco. El vía crucis del migrante empieza al ingresar en territorio guatemalteco y la cruz se hace más pesada cuando llega a territorio mexicano para llegar a Estados Unidos", sentenció Berceletti. Durante su vista, el relator se entrevistó con autoridades y organizaciones sociales que velan por los migrantes, además visitó la frontera entre Guatemala y México.

Descarga la aplicación

en google play en google play