Escúchenos en línea

Más de 600 retenidos por circular sin justificante en El Salvador

San Salvador. Agencias | 25 de Marzo de 2020 a las 15:22

607 personas que salieron de sus viviendas y no pudieron dar una justificación válida sobre su circulación a los policías o militares con los que se encontraron en uno de los retenes instalados en las diferentes vías en todo El Salvador han sido "retenidos" entre la noche del sábado 21 -cuando se anunció la cuarentena domiciliar obligatoria para prevenir contagios por coronavirus- y las 8:00 de la mañana de este miércoles.

La cifra fue brindada por la Policía Nacional Civil (PNC) junto con una fotografía en la que se alcanza a ver un espacio con varias camas y que sería uno de los lugares a los que serán llevados los retenidos a cumplir una "cuarentena" de treinta días.

"De acuerdo a los informes, los departamentos que más retenciones presentan son Cuscatlán, con 107, seguido de Ahuachapán, con 95. Usulután se mantiene como el que menos presenta, 3 por el momento", indicó la PNC.

El departamento que se ubica en segundo lugar con más retenciones es donde la semana pasada el jefe policial José Luis Mancía se tomó por sí mismo la competencia para cerrar el perímetro e impedir el ingreso a todo el que no demostrara residencia en el lugar, aunque la PNC lo negó después.

La Procuraduría para la Defensa de Derechos Humanos (PDDH) ha pedido a las autoridades que, "especialmente en esta situación de emergencia" se cumpla el pleno respeto a los Derechos Humanos de toda persona, con énfasis en poblaciones vulnerables.

Este miércoles, la PDDH condenó el abuso policial cometido contra un hombre en Santa Ana y que quedó grabado en un video. Dijo que el hecho es "repudiable". En la grabación se observa a un hombre retenido por un grupo de policías y militares y mientras permanece parado comienza a ser golpeado. El fiscal general Raúl Melara dijo que investigará la agresión. No es primera vez que miembros del cuerpo policial o militar de El Salvador es descubierto cometiendo abusos. Sin embargo, el abuso más reciente ocurre mientras los ciudadanos tienen suprimidas algunas garantías constitucionales por el Estado de Emergencia vigente hasta este domingo 28 de marzo.

El procurador de Derechos Humanos Apolonio Tobar dijo el martes que "las retenciones que se están haciendo no tienen a la base un ilícito" sino la "infracción de una norma administrativa", por lo tanto la reprimenda tiene que ser "administrativa y no penal".

Esto significa que, como lo dice el decreto 12 firmado por la ministra de Salud Ana Orellana, "deben ser llevados a centros de contención y no a sede policial, bartolinas o a centros penitenciarios".


Descarga la aplicación

en google play en google play