Escúchenos en línea

Sepultan en Italia a hondureña heroína

Jorge Piña, agencia AP. Desde Roma, Italia. | 27 de Agosto de 2006 a las 00:00
Familiares y allegados acongojados asistieron el domingo al funeral de una joven hondureña que murió ahogada al salvar a una menor de 10 años que se estaba ahogando. Los funerales de la joven hondureña Iris Noelia Palacios Cruz, de 27 años, se efectuaron el domingo en Villalba di Guidonia, en el norte de Italia. El padre de la niña salvada por la niñera hondureña dijo en su funeral que "el más grande deseo de Iris era reunirse en Roma con toda la familia" y que él hará lo posible para traer a una hermana y a sus dos hermanitos que viven en Honduras. "Para nosotros ha sido una tragedia violenta, inexplicable. Iris había llegado a ser una persona de la familia", dijo Luigi Vassallo. Explicó que trabajaba de manera ilegal producto de "la inercia de la burocracia porque nosotros hemos hecho todo lo posible para legalizarla". "No olvidaremos a Iris porque las relaciones entre las personas, el sentido del respeto recíproco van más allá de las razas, las leyes, los pedazos de papeles y es necesario recordarlo ahora que parece que en el mundo se vuelven a encender nuevos conflictos", expresó. Dijo que ayudará económicamente a la madre de Iris, Duna, que también trabaja en Italia de manera ilegal en labores domésticas y debe mandar dinero para la manutención de sus hijos en Honduras. Una testigo de la tragedia, que se produjo el viernes pasado, manifestó que desde su casa vio cuando la joven hondureña la trataba de sacar del agua desde una roca con una toalla. "Como no podía, con un mar muy agitado, se arrojó al agua y logró apoyar a la niña en las rocas, pero inmediatamente después, fue arrastrada por las olas", contó al diario La Repubblica Elena Biella Fiaschi. Ella misma fue la que llamó a la policía, que logró rescatar a la menor, pero no a la hondureña. La menor fue internada en un hospital de la zona por pequeñas heridas, pero sobre todo por el impacto que sufrió en esta tragedia. "Fue una heroína", sentenció. Los carabineros de Orbetello, una pequeña ciudad de la costa toscana, cerca de donde murió la joven, dijeron que pedirán para ella la medalla al valor civil. El abogado de la Asociación de Estudios Jurídicos sobre la Emigración, Marco Paggi, señaló que la tragedia de la joven hondureña "ha levantado el velo de hipocresía que cubre el trabajo de los inmigrantes". "Desde hace años, la organización de nuestras casas, la realizan inmigrantes que trabajan de manera ilegal", afirmó. Señaló que "el trabajo doméstico en Italia está en manos de trabajadores extranjeros ilegales y mal pagados". "Datos seguros no existen, pero el 60 al 70% de los trabajadores domésticos, son ilegales", expresó. La ilegalidad la atribuyó a las cuotas de ingreso limitado impuestas por una ley aprobada por el anterior gobierno conservador dirigido por Silvio Berlusconi, que el actual, de centro izquierda, encabezado por Romano Prodi, anunció que cambiará. Según una organización católica, los inmigrantes legales en Italia alcanzan a 2,5 millones en el 2005, un 4,8% de la población. Ese es un aumento de 200.000 inmigrantes respecto al año anterior, según datos publicados el 27 de octubre del 2005 en un informe sobre migración elaborado por Caritas, organización de solidaridad de la Iglesia católica. Italia es el tercer país de la Unión Europea con más inmigrantes, después de Alemania (7,3 millones) y Francia (3,5 millones). En un comentario de su primera página, el diario La Repubblica tituló: "Iris, heroína y clandestina", afirmando que se trató de una "actitud ejemplar".

Descarga la aplicación

en google play en google play