Escúchenos en línea

Ecologistas costarricenses piden endurecer ley de pesca

San José Agencia AFP. | 27 de Mayo de 2008 a las 00:00
La organización ecologista Marviva pidió este martes reformar la ley de pesca costarricense, luego de que un juzgado de Puntarenas, 120 km al oeste de San José, decidió devolver 280 toneladas de atún que cargaba un barco panameño capturado pescando en la zona protegida de la isla del Coco. Una de las abogadas de Marviva, Virginia Cajiao, dijo a la AFP que el caso del barco Tiuna, capturado el 29 de enero en aguas de la isla del Coco, a 500 km de las costas del Pacífico, ha evidenciado que la ley de pesca "tiene muchas debilidades que deben ser subsanadas". El Tiuna fue capturado con 26 tripulantes pescando dentro de las 12 millas del mar patrimonial alrededor de la isla, declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, y que es zona de crianza y reproducción de numerosas especies marinas, muchas de ellas en extinción. Los tripulantes de El Tiuna quedaron en libertad semanas después de la captura y la semana pasada se giró la orden de devolver la carga de atún aleta amarilla. "En sus redes (el barco) portaba 7 toneladas de atún, y de acuerdo con la legislación solo por eso se les puede seguir un proceso. No se puede demostrar si las 280 toneladas que tenía en sus bodegas fueron pescadas en aguas de la isla", dijo Cajiao. La captura del Tiuna fue celebrada en su momento por organizaciones ecologistas, pero luego hubo protestas, cuando se liberó a los marineros y también el barco. Cajiao dijo que Marviva y otras organizaciones e instituciones presentaron en abril una serie de reformas a la ley de pesca en la Asamblea Legislativa para preservar de mejor manera los recursos marinos. Entretanto, autoridades del ministerio de Ambiente y Energía, encargados de la isla del Coco y del Corredor Marino que une islas de Costa Rica, Panamá, Colombia y Ecuador, dijeron a la AFP que preferían no opinar sobre el asunto. En marzo, el fiscal general costarricense, Francisco Dall'Anesse, dijo que la decisión del tribunal de liberar a los tripulantes del Tiuna era una señal para que buques extranjeros "se lleven la riqueza de la isla del Coco". "La isla del Coco está perdida", dijo entonces Dall'Anesse, refiriéndose a las aguas de la isla, región declarada por Unesco como Patrimonio de la Humanidad, pues sirve de zona reproductora para numerosas especies marinas, algunas de ellas endémicas.

Descarga la aplicación

en google play en google play