Escúchenos en línea

Alertan de emergencia humanitaria en El Paraíso

Tegucigalpa. PL. | 27 de Julio de 2009 a las 00:00
En una emergencia humanitaria se encuentran miles de hondureños, atrapados entre retenes militares que impiden la llegada de ayuda, denunció el Frente Nacional contra el Golpe de Estado. Xiomara Castro, primera dama del gobierno del presidente Manuel Zelaya, exigió al jefe de las fuerzas armadas, general Romeo Vázquez, que permita el paso de las caravanas con asistencia donada por la población para esas personas. Castro, quien junto a su familia se encuentra cerca de uno de esos retenes, acusó al jerarca militar de pretender matar por hambre a los simpatizantes de Zelaya que pretenden llegar a la frontera con Nicaragua para reunirse con el estadista. Responsabilizó al general Vázquez de cada uno de los hondureños que están resistiendo, que están clamando justicia, subrayó. Afirmó que la solución de la crisis está en las manos del militar, de quien dijo que tiene la opción de bañarse las manos en sangre del pueblo o se reivindica desmontando el golpe de Estado perpetrado el 28 de junio pasado. Israel Salinas, secretario general de la Federación Unitaria de Trabajadores, alertó este lunes también de la grave situación en el oriental departamento de El Paraíso, sometido -denunció- a un Estado de Sitio permanente. Por el corredor carretero de esa demarcación que une la capital con el puesto limítrofe con Nicaragua de Las Manos, a 197 kilómetros al este, miles de personas tratan de encontrarse con el presidente Zelaya. El ejército y la policía han colocado numerosos retenes para cerrarle el paso a los simpatizantes de Zelaya, en los cuales incluso impiden continuar camino a vehículos con ayuda humanitaria. El Frente Nacional alertó que en la comunidad de Alauca mil personas se encuentran atrapadas entre los comandos élites del ejército, a 10 kilómetros de la frontera con Nicaragua. A esas personas en el marco del Estado de Sitio no se les permite circular para comprar alimentos o agua. Tampoco se autoriza a los habitantes del municipio de El Paraíso movilizarse a hacer compras, mucho menos a solidarizarse con los manifestantes, añade. La situación provocó una emergencia humanitaria debido a que después de dos días de haberse movilizado están desfalleciendo de hambre, sed y enfermedades porque beben de quebradas contaminadas, comen cualquier cosa, advierte. El régimen fascista ha hecho de Alauca, El Paraíso, un campo de concentración nazi al aire libre, que amenaza, si la solidaridad no actúa, en convertirse en la Guernica hondureña, alerta.

Descarga la aplicación

en google play en google play