Escúchenos en línea

Logran identificar a 809 víctimas de sangrienta masacre en El Salvador

Agencia AFP. Desde San Salvador. | 20 de Noviembre de 2006 a las 00:00
A casi 25 años de la masacre de El Mozote, cometida por efectivos del Ejército en el noreste de El Salvador, la Oficina de Tutela Legal del Arzobispado logró individualizar a 809 de las más de mil víctimas, aseguró una fuente del ente humanitario. "Desde 1992 cuando comenzamos las investigaciones, hemos logrado individualizar un total de 809 víctimas de la masacre cometida por el Ejército en el Mozote, Morazán", aseguró a la AFP, Davíd Morales, uno de los investigadores de Tutela Legal. Desde 1992, con la ayuda de antropólogas argentinas, Tutela Legal logró exhumar un total de 280 osamentas, que en un 74%, según Morales, correspondían a niños de entre 0 y 12 años, que no lograron salvarse del operativo de "tierra arrasada" que realizó el ahora proscrito Batallón Atlacatl, en esa comunidad ubicada 204 km al noreste de San Salvador. "Investigar la masacre de El Mozote, ha requerido de un paciente trabajo testimonial, por lo que el caso continuará abierto y ojalá algún día lograr individualizar a todas las víctimas", subrayó Morales. En virtud de que en El Salvador no se hizo justica, tanto Tutela Legal como el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (Cejil), llevaron el caso ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), con sede en Washington. A mediados de 2005, según Morales, la CIDH declaró "abierta" la investigación de la masacre, por lo que las partes hacen los alegatos respectivos y se espera que proporcione una resolución. En el marco de la guerra civil salvadoreña (1980-1992), la masacre de El Mozote fue perpetrada entre el 11 y el 13 de diciembre de 1981, cuando tropas del Ejército arremetieron contra niños, mujeres, ancianos y algunos hombres, a los que acusó de ser coladoradores de la guerrilla izquierdista. Una Comisión de la Verdad, creada por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) para investigar las atrocidades del conflicto, responsabilizó en 1993 de la masacre al coronel Domingo Monterrosa, que figuraba como comandante de la Tercera Brigada de Infantería, con sede en San Miguel. Monterrosa murió el 23 de octubre de 1984, cuando la guerrilla le indujo a creer que había capturado los transmisores de la clandestina radio Venceremos, pero en realidad se trataba de aparatos con cargas explosivas que hizo estallar mediante control remoto dando muerte al oficial y a todo el mando militar de la región oriental del país que lo acompañaba. La iglesia católica y familiares de la víctimas tienen previsto conmemorar con diferentes actos el 25 aniversario de la masacre, el próximo 9 de diciembre en El Mozote.

Descarga la aplicación

en google play en google play