Escúchenos en línea

EUU y El Salvador quieren a Honduras en OEA, otros no

Lima. EFE. | 7 de Junio de 2010 a las 00:00
Estados Unidos y El Salvador propugnaron este lunes la vuelta de Honduras a la Organización de Estados Americanos (OEA), mientras en la línea contraria se situaron otros países como Ecuador. Durante su intervención en la XL Asamblea General de la organización, la secretaria de Estado de EE.UU., Hillary Clinton, sostuvo que llegó el tiempo de "mirar hacia adelante" y "dar la bienvenida a la vuelta" de Honduras al Sistema Interamericano. "Es tiempo de que Honduras regrese", dijo. Honduras fue suspendida de la OEA el 4 de julio de 2009, como sanción por el golpe de Estado perpetrado el 28 de junio contra el gobierno del presidente Manuel Zelaya. En opinión de Clinton, el pasado debe quedar "relegado" y ahora deben llevarse a cabo los esfuerzos necesarios para restablecer por completo el orden democrático en el país. En este sentido, alabó los esfuerzos realizados por el presidente de Honduras, Porfirio Lobo, para cumplir las exigencias de la comunidad internacional, como la reconciliación nacional y el establecimiento de la Comisión de la Verdad y su compromiso con la gobernabilidad y la democracia. Además, Clinton reiteró la necesidad de reforzar los mecanismos de colaboración regionales para evitar crisis como la hondureña en el futuro. En línea totalmente contraria se posicionó el canciller de Ecuador, Ricardo Patiño, quien consideró que es importante excluir de la organización interamericana a Honduras, porque se rompió el orden constitucional y el presidente "legítimo" fue expulsado. Patiño reiteró que su país no reconoce el gobierno de Lobo, ganador de las elecciones de noviembre pasado, mientras "se sigan cometiendo violaciones de derechos humanos", Zelaya no sea reconocido, continúe "perseguido judicialmente" y no se establezcan las sanciones correspondientes. "El pragmatismo es sobre todo el respeto a los principios", añadió. Por su parte, el canciller de Colombia, Jaime Bermúdez, manifestó que no se puede hablar de paz y seguridad en la región si se aceptan "golpes de Estado o intervencionismos de cualquier naturaleza". No obstante, Colombia sí ha reconocido al gobierno de Lobo, al igual que EE.UU., Perú, la Unión Europea y todos los países centroamericanos, salvo Nicaragua. Por su parte, el canciller de El Salvador, Hugo Martínez, indicó que el aislamiento de Honduras "no ayuda" en el proceso de restablecimiento de la democracia en el país y promovió su reincorporación para no fortalecer a los "enemigos de la paz y la convivencia". La delegación nicaragüense, encabezada por su embajador ante la OEA, Denis Moncada, propuso este lunes sin éxito introducir un proyecto de resolución sobre el futuro de Honduras en el organismo, pese a que el tema no figuraba en la agenda de la XL Asamblea General y se había acordado abordarlo en privado en el diálogo de cancilleres. Ayer domingo el secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, volvió a abogar por un pronto regreso de Honduras al organismo, al afirmar que sería "positivo" para ese país, y alabó los pasos dados por el Gobierno de Porfirio Lobo para conseguirlo. En su discurso de inauguración de la XL Asamblea General del máximo organismo del continente americano, que se celebra hasta el martes en la capital peruana, Insulza dijo que Lobo "ha dado pasos muy importantes en la dirección de normalizar la vida democrática del país".

Descarga la aplicación

en google play en google play