Escúchenos en línea

Changuinola normal pero Panamá sigue en conflicto

Changuinola (Panamá). Acan-efe. | 12 de Julio de 2010 a las 00:00
La población de Changuinola, en el occidente de Panamá, comenzó este lunes a recobrar la normalidad tras diez días de violencia y protestas por una controvertida ley, mientras organizaciones sindicales reafirmaron en la capital la convocatoria de una huelga general para el martes. Trabajadores del ayuntamiento de Changuinola y operarios del Ministerio de Obras Públicas retiraron hoy obstáculos de calles y carreteras después de que anoche sindicalistas del sector bananero y el Gobierno alcanzaran un acuerdo para poner punto final a una protesta en contra de la Ley 30. Esa norma, sancionada a mediados de junio, fue aprobada como una reforma en materia de aviación comercial, pero supone modificaciones en tres códigos (Penal, Judicial y Laboral) y seis leyes, incluida la orgánica de Policía. El acuerdo supuso el compromiso por parte del Gobierno de suspender "transitoriamente" los efectos en materia laboral de esa ley, que, entre otras cosas, permite suspender los contratos de los huelguistas, sustituirlos por otros trabajadores, y garantiza la "operatividad" de la empresa en caso de conflicto laboral. El alcalde indicó que durante la semana conversarán con las autoridades gubernamentales sobre la reconstrucción de oficinas y empresas que fueron objeto de actos de violencia durante los disturbios, que dejaron, según el Gobierno, dos muertos y 141 heridos. El presidente de la Asamblea Nacional panameña, José Muñoz, indicó a medios locales que ya fueron liberadas las más de cien personas que se encontraban detenidas por las protestas. Sin embargo, Mitchell Doens, líder del Partido Revolucionario Democrático (PRD), el principal de la oposición, afirmó hoy que el conflicto en la ciudad occidental dejó en realidad seis muertos y más de mil heridos. Además, el dirigente opositor denunció una campaña para desacreditar a su formación y a representantes sindicales. Mientras el conflicto se atenúa en la provincia de Bocas del Toro, en la capital panameña sindicatos y organizaciones sociales y civiles mantienen su convocatoria a una huelga general para el martes en demanda de la derogación de la Ley 30, apodada popularmente como "Ley chorizo". El secretario general de la Confederación Nacional de Unidad Sindical (Conusi), Gabriel Castillo, indicó a Acan-Efe que se mantiene la convocatoria de paro y una protesta por las calles de Panamá para las próximas horas. "Hay una decisión de exigir la derogatoria de la Ley 30, que todavía no se ha acordado, además de que en una declaración el presidente (Ricardo Martinelli), en la tarde de ayer, decía que no iba a derogar nada", añadió Castillo. El presidente panameño aseguró ayer en una comunicado que esa norma "no se va a derogar y se interpretará tal cual indica la normativa, porque no afecta los derechos laborales y sólo les da la opción a los trabajadores, entre otros puntos, a decidir si quieren pagar cuota sindical o no". El dirigente sindical también denunció que las autoridades tienen órdenes de detención desde el domingo contra los principales directivos del Sindicato Único Nacional de Trabajadores de la Construcción y Similares (Suntracs), Génaro López y Saúl Méndez. El fiscal auxiliar del Ministerio Público (MP), Ángel Calderón, confirmó hoy a periodistas la expedición de "ordenes de conducción" -de presentarse a declarar ante las autoridades- contra 17 dirigentes sindicales, entre ellos López y Méndez, quienes también tienen orden de detención desde el domingo. El pasado sábado, la Policía detuvo a más de un centenar de dirigentes sociales y sindicales en una redada tras participar en una reunión en un hotel de la capital en el que acordaron la huelga. El ministro de Seguridad, José Raúl Mulino, explicó que los "arrestos" se debieron a órdenes de conducción pendientes de sindicalistas que habían participado en una huelga en el Canal de Panamá durante la semana, y sobre todo por haber obstruido la vía pública. Un portavoz del Ministerio de Salud indicó a Acan-Efe que han contabilizado 141 personas heridas en Changuinola, 59 de ellos con lesiones en la vista, muchos de ellas como resultado de los disparos con perdigones de la Policía.

Descarga la aplicación

en google play en google play