Escúchenos en línea

Beneficencia tica reparte regalos a 10.000 niños pobres

San José. La Nación. | 20 de Diciembre de 2010 a las 00:00
Más de 10.00 niños de escasos recursos tuvieron el domingo su fiesta de Navidad en el estadio Cuty Monge, en Desamparados. La fiesta fue organizada por la Asociación Obras del Espíritu Santo. Esta es la primera de siete fiestas que se realizarán por todo el país, una en cada cabecera de provincia, para llevar alegría a los pequeños más necesitados. Además, el 28 de diciembre harán una fiesta para los menores más pobres de Nicaragua. “Comenzamos hace nueve años con una fiesta para mil niños. Hoy podemos decir que le regalamos sonrisas a 27.000 pequeños en todo el país. El año entrante esperamos hacer una sola fiesta en el Estadio Nacional, donde no solo podamos llevarles un regalo a todos los niños sino también sus uniformes para que vayan a la escuela”, comentó el sacerdote Sergio Valverde, coordinador de la asociación. “Hemos tenido mucha ayuda. Hasta la presidenta Chinchilla y el arzobispo Hugo Barrantes estuvieron acompañándonos”, agregó. Alegría. Entre juegos, canciones, meriendas y juguetes, los menores compartieron su fiesta navideña adelantada. Las caras de ilusión estuvieron acompañadas de gritos y risas cuando vieron sus regalos. “Me dieron un carro de policía, una moto de juguete y cartas para jugar”, dijo entre risas Justin Meléndez, un niño de cinco años, vecino de Concepción de Alajuelita. Stacy Fuentes, de cinco años, llevará estos nuevos juguetes para jugar con sus vecinitos en Sagrada Familia, según dijo. “Me dieron un equipo médico, para jugar a que soy enfermera, y una suiza para brincar. La fiesta me ha gustado mucho y he conocido mucha gente”, señaló. Las madres de familia no solo llegaron a acompañar a sus hijos sino también a cuidar los de sus vecinas y a ayudar con la actividad. Para ellas, esta fiesta es la única oportunidad de que los niños reciban un regalo y una fiesta en Navidad. “Para ellos, esta fiesta es muy bonita. La pasan muy bien y comparten con otros chiquitos. Estuvo muy completa y muy bien organizada”, explicó Ericka Madrigal, vecina de Cristo Rey, quien asistió acompañada de sus dos hijos y otros ocho niños de la comunidad. A partir de este martes, la Asociación Obras del Espíritu Santo recorrerá todas las provincias del país para darles un regalo y un rato de alegría a los niños más pobres. “Lo bonito de todo esto es que tenemos gente que nos ayuda mucho y que gracias a Dios nos hace que la Navidad sea mejor para todos estos niños”, dijo Valverde.

Descarga la aplicación

en google play en google play