Escúchenos en línea

FMLN presidirá por primera vez el parlamento en El Salvador

San Salvador. PL. | 1 de Febrero de 2011 a las 00:00
La izquierda asumirá el miércoles la presidencia de la Asamblea Legislativa de El Salvador, cuando jure el cargo el diputado Sigfrido Reyes, del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN). Reyes recibirá el mando de manos del actual ocupante del cargo, Ciro Cruz Zepeda, del Partido de Conciliación Nacional, uno de los más tradicionales dentro de la derecha del país. Es una muestra de madurez democrática, afirmó este martes el presidente Mauricio Funes al ser interrogado por reporteros sobre el acontecimiento, sin precedentes en la historia nacional. El legislador Reyes explicó que pese a ser la bancada más numerosa en la Asamblea -unicameral de 84 escaños-, desde hace varios años los cuatro partidos de la derecha concertaron posiciones para cerrar el paso al FMLN. La victoria del FMLN en los comicios de 2009, cuando llevó como candidato a Funes, y la crisis desatada por la derrota en la derecha abrió el camino a la presidencia del Frente y Reyes, de acuerdo con el diputado. Un protocolo suscrito por las bancadas, con la excepción de la Alianza Republicana Nacionalista (ARENA), dividió en dos períodos de 15 meses el desempeño de la presidencia en la actual legislatura, que finaliza el 30 de abril de 2012. El pacto fue suscrito el 31 de octubre de 2009 y aunque algunos sectores de ARENA cabildearon para prolongar el mandato de Cruz Zepeda, este respondió que cumplirá con la palabra empeñada. Reyes impulsará una política de diálogo y de entendimiento con el resto de las bancadas, explicó en declaraciones a la prensa. Vamos a generar los espacios de diálogo, las posibilidades de intercambio para que al final salgan entendimientos que beneficien al país, dijo durante una reciente entrevista con Prensa Latina. Auguró que no es un reto sencillo, porque la Asamblea es heterogénea, con "cuatro partidos de derecha, un partido claramente de izquierda como el FMLN, y uno de corte centroizquierdista". Apuntó que en la relación con otros órganos del estado es importante que se vaya consolidando una cultura política donde priven dos grandes principios de la constitución: la independencia y la cooperación. Una mezcla sabia y atinada de estos principios es lo que nos va a demostrar que, sin perder la independencia ni la dignidad como cuerpo legislativo, podemos también respaldar e ir al encuentro de las iniciativas del Ejecutivo, expresó. Apuntó que la Asamblea "tiene que superar la crisis de confianza y de credibilidad en que lamentablemente ha caído ante los ojos de un buen sector de la ciudadanía". Y que -agregó- el parlamento sea verdaderamente aquella caja de resonancia de las aspiraciones populares y no sea el instrumento desde donde se castiga al pueblo".

Descarga la aplicación

en google play en google play